Uno de cada tres niños en Venezuela necesita ayuda humanitaria

Ante la situación en el país, más de cuatro millones de venezolanos han decidido marcharse

0
71
Fot: ACNUR- Santiago Escobar-Jaramillo

De acuerdo con las estimaciones de UNICEF, actualmente uno de cada tres niños venezolanos necesita ayuda humanitaria. Ante el panorama la organización está reforzando la respuesta para atender a los niños que requieren asistencia.

Son 3,2 millones de niños que requieren urgentemente comida, medicinas y educación porque el impacto “de la devastadora crisis económica y política” hace que no tengan acceso a los servicios básicos y se hayan revertido décadas de progresos en el país.

Según estimaciones de las Naciones Unidas: la mortalidad infantil aumentó en un 50% entre 2014 y 2017, pasando de 14 por cada 1000 nacidos a 31 por cada 1000 nacidos vivos.

Desde principios de año se han registrado 190 casos sospechosos de difteria y 558 casos sospechosos de sarampión.

Además, unos 750.000 niños y adolescentes se han quedado sin escolarizar entre 2013 y 2017.

Cabe destacar que el portavoz de la agencia en Ginebra, Christophe Boulierac, explicó que no puede ofrecer datos más actualizados porque tienen muchas dificultades para acceder a información oficial.

Por su parte, la directora de comunicación de UNICEF, Paloma Escudero, acaba de regresar de Caracas y señaló que “la gente con la que hablé describió un cuadro muy sombrío de la situación de la salud en el país”.

“Muchos médicos y enfermeras han abandonado el país. Los centros médicos están funcionando al mínimo de su capacidad debido a la escasez de medicamentos. La falta de piezas de repuesto ha paralizado las unidades móviles de salud y las ambulancias. Las mujeres embarazadas, muchas de las cuales son demasiado jóvenes y están anémicas, tienen grandes dificultades para obtener la atención que necesitan. Con el empeoramiento de la escasez de combustible, a veces ni siquiera pueden llegar a los centros de salud. Las mujeres que están a punto de dar a luz necesitan llevar sus propios suministros obstétricos cuando llegan al hospital. Para un país que ha logrado grandes progresos durante décadas en la calidad de su atención médica, esta situación es dramática”.

Desde que empezó el año, UNICEF ha organizado la entrada de 55 toneladas de ayuda, principalmente de suministros médicos que se han distribuido en 25 hospitales del país de los estados más afectados: Caracas, Miranda, Zulia, Bolívar y Táchira. Sin embargo, desde la agencia aseguran que no es suficiente.

“No estamos ni rascando la superficie”, dijo Escudero. “Millones de niños necesitan recibir vacunas, ir a la escuela, beber agua potable y sentirse protegidos. Tenemos planes para poder aumentar nuestra respuesta, pero necesitamos más fondos”.

Actualmente, los venezolanos son ya uno de los grupos de poblaciones desplazadas más grandes del mundo. 

ACNUR y la Organización Internacional para las Migraciones aseguran que “el ritmo de la salida de Venezuela ha sido asombroso”.  En los siete meses desde noviembre de 2018, el número de refugiados y migrantes aumentó en un millón. 

El principal país de destino es Colombia, con 1,3 millones de venezolanos, seguido por Perú, donde viven 768.000.

“Estas cifras alarmantes resaltan la necesidad urgente de apoyar a las comunidades de acogida en los países receptores”, dijo Eduardo Stein, Representante Especial conjunto de ACNUR y OIM.

“Los países de América Latina y el Caribe están haciendo su parte para responder a esta crisis sin precedentes, pero no se puede esperar que sigan haciéndolo sin ayuda internacional”.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here